The United Nations Non-Governmental Liaison Service (UN-NGLS) is an inter-agency programme of the United Nations mandated to promote and develop constructive relations between the United Nations and civil society organizations.

Home

About NGLS

NGLS Publications

UN-Civil Society Engagement

Subscribe

You can receive updates and publications by sending your contact details:


Corporación Nacional del Cáncer (CONAC)

Tema 1: ¿Por qué estamos tan atrasados en áreas claves?

Los Objetivos de Desarrollo de Milenio (ODM) son admirables por conseguir enfocar la agenda del mundo en las cuestiones más impactantes de desarrollo que afectan a las poblaciones más desprotegidas. Las Enfermedades no-comunicables, que incluyen el cáncer, la diabetes, enfermedades cardiovasculares y enfermedades respiratorias crónicas, son la principal causa de muerte en el mundo matando a 35 millones de personas por año.

Esta epidemia se esta sintiendo mas fuerte en países de bajos y medios recursos, donde ocurren 80% de las muertes mundiales de enfermedades no-comunicables.

En Chile, por ejemplo, las enfermedades del sistema circulatorio, encabezan las causas de muerte con un 27,5 % del total de las defunciones Le siguen los tumores malignos con 17.472 defunciones, constituyen la segunda causa de muerte en Chile y representan 21,8% del total de muertes,. Esta situación se observa en todas las regiones chilenas con la excepción de Antofagasta, región en la que las proporciones de enfermedades cardiovasculares y de cáncer son similares (24,7%). En el caso de otras enfermedades crónicas o no comunicables, la diabetes destaca como una de las dew mayor incremento en los últimos daños, dado los cambios en los estilos de vida. No obstante, todavía se observa un elevado subdiagnóstico junto a la hipertensión arterial. En este sentido la Corporación Nacional del Cáncer tiene como misión permitir el acceso igualitario a prevención, tratamiento, rehabilitación y acompañamiento en edad avanzada de los pacientes con cáncer y sus familias, especialmente la de escasos recursos.

Por nuestro trabajo con la comunidad, sabemos que este grave problema de salud publica – las enfermedades no-comunicables- compite por los recursos limitados del sistema de salud, impactando la implementación del los ODM de salud (ODM 4, 5 y 6) además de contribuir para la pobreza (ODM1).

Una investigación reciente demostró que cargas conjuntas de VIH y enfermedades no-comunicables explican más de mitad de las inequidades entre países en su progreso en la mortalidad infantil (ODM4). La carga de enfermedades no-comunicables también se demostró ser fuertemente relacionada con el progreso desigual hacia la tuberculosis (ODM6).

Dado que las enfermedades no-comunicables tienen un gran componente prevenible, es necesario un mayor enfoque en actividades de prevención -– con factores de riesgo comunes como el uso de tabaco, inactividad física, dieta poco sana y utilización de alcohol.

Es también de suma importancia que se invierta en el fortalecimiento de sistemas de salud fuertes que además de beneficiar la implementación de los ODM de salud, puedan impactar a otras enfermedades como las no-comunicables

Tema 2: Nuevos temas y desafíos

Nos sorprende ver que el Informe del Secretario general – Cumplir la promesa- en la sección de cuestiones emergentes y retos, identifica la necesidad de abordar las necesidades de aquellos más vulnerables – pero no identifica el reto de las enfermedades no-comunicables.

Las enfermedades no-comunicables son responsables por 16 millones de muertes prematuras por año (debajo de los 70 años de edad), y su impacto se hace sentir más en los países mas pobres y en las poblaciones mas vulnerables: 80% de las muertes por enfermedades no-comunicables ocurren en países de bajo y medios recursos. La Organización Mundial de la Salud proyecta que las enfermedades no-comunicables van a aumentar por un 16% en la región de las Américas. El Foro Económico Mundial recién publicó un estudio en el cual las enfermedades no-comunicables son uno de los tres mayores riesgos al bien estar mundial – juntamente con ‘crisis fiscales’ y ‘inversión insuficiente en infraestructura”.

En Chile, a pesar de de ser considerado más cercano a los países desarrollados estas enfermedades representan muchas veces sumas inalcanzables para lograr tratamientos adecuados. Solo hace tres años se implementaron planes para cubrir los medicamentos pero solo en un ciertos tipos de cánceres y enfermedades no comunicables pero ellos tampoco incluyen drogas de última generación, por sus elevados costos, por tanto mueren muchas personas a pesar de existir drogas que podrían manejarlas. Asimismo resulta muy difícil atender todas las demandas que implica padecer este tipo de enfermedades como la rehabilitación o el apoyo sicosocial de pacientes y familiares.

La comunidad Internacional aun no ha dado la debida atención a este problema urgente. En el Informe Cumplir la promesa – no hay mención de enfermedades no-comunicables. La sección sobre expansión de colaboraciones globales para apoyar la agenda de los ODM, incluye compromisos para asistencia en desarrollo, apoyo de deuda, comercio y aceso a tecnologías pero ninguna consideración es dada a las inequidades causadas por la carga de enfermedades no-comunicables.

Tampoco hay referencia hacia las enfermedades comunicables en los ODM y el G8/G20 nunca ha debatido el tema de las enfermedades no-comunicables. Actualmente, menos de 1% del financiamiento global de salud se destina a las enfermedades no-comunicables – irrespeto de que sean la principal causa de muerte en el mundo, afectando sobretodo a los más vulnerables y pobres.

Un aumento en el financiamiento global para disminuir el impacto de las enfermedades no-comunicables en los países de bajos y medios recursos es urgentemente necesario. Además de financiamiento, atención de la comunidad global seria una gran ayuda para conseguir que mi gobierno invierta más en estas enfermedades. Un importante paso seria que las enfermedades no-comunicables fueran discutidas y reconocidas en la cumbre en Septiembre, y añadidas a los Objetivos de Desarrollo de Milenio en el 2015.

En el caso del cáncer el gobierno chileno ha avanzado incorporando coberturas con diagnóstico y tratamiento gratuito para ciertos tipos de cánceres, pero sus guías clínicas no se actualizado los suficiente para incluir drogas de última generación, ni tampoco incorporar nuevas enfermedades. Llama la atención que en otros países con menos desarrollo económico que el nuestro, muchas de estas drogas ya han sido incorporados.

Tema 3: Propuestas para acelerar el progreso

Para acelerar el progreso es necesario que la comunidad Internacional – y por consecuencia nacional – tenga un nuevo enfoque reconociendo el problema urgente de las enfermedades no-comunicables, viendo que son un obstáculo a lograr los ODM y una amenaza al desarrollo global. Es necesario también un aumento de su financiamiento

Las enfermedades no- comunicables y sus factores de riesgo comunes (tabaco, dietas poco sanas y falta de ejercicio) impactan el desarrollo social e económico de todos los países – sobretodo los de bajo y medios recursos. Un importante principio fundacional para conseguir lograr cualquier desarrollo en términos de salud tiene que ser el fortalecimiento de sistemas de salud fuertes que permitan el acceso de la población a servicios de salud de calidad.

En Cumplir la promesa se menciona que el acceso a cuidados de salud reproductiva es mas deficiente en áreas donde los riesgos de salud de mujeres son mayores. Debería haber una mayor integración entre servicios de salud de cáncer y de salud reproductiva.

En Chile el cáncer de cuello uterino ha descendido en mortalidad, gracias a las campañas de educación de organismos públicos y no gubernamentales y a un programa de salud materna con más del 90% de cobertura que incluye controles gratuitos de papanicolu. No obstante la cifra de muertes de cerca de 600 mujeres por año se mantiene constante y es necesario reforzar esas campañas. Lo mismo con cáncer de mamas, ha aumentado el diagnóstico pero no se observa una reducción importante en la mortalidad, que se mantiene en cerca de 700 mujeres al año, a pesar de existir formas eficaces de detectarlo y tratarlo a tiempo. En el caso de CONAC, se desarrollan año a año campañas de educación, prevención y detección precoz. Asimismo, hemos obtenido fondos de organismos internacionales como la American Cancer Society para desarrollar curso de capacitación a personal no médico que atienden en zonas más apartadas con el fin que puedan detectar y derivar oportunamente cualquier sospecha de cáncer de mamas o las orienten en su tratamiento y rehabilitación como en acceder a los beneficios y derechos legales en los sistemas de salud.

La Organización Mundial de la Salud publicó un Plan de Acción Global en enfermedades no-comunicables en el que establece las intervenciones costo efectivas que necesitan ocurrir para tener un impacto en estas enfermedades.

Investigación reciente demostró que una reducción de 10% en las muertes por enfermedades comunicables en una población tendría un impacto positivo hacia lograr el objetivo de tuberculosis (ODM6) similar a una década de crecimiento económico en países de bajos recursos.

Tema 4: Un programa de acción y de rendición de cuentas orientado a todos los interesados

Dado el impacto global de las enfermedades no-comunicables (son una fuerte causa de pobreza y una barrera al desarrollo económico) es crucial que la cumbre de 2010 reconozca estas enfermedades en sus discusiones; que sean posicionadas como una cuestión clave de desarrollo para inclusión en los ODM de 2015; que dos indicadores de enfermedades no-comunicables sean añadidos a los ODM (uno sobre uso de tabaco, otro sobre tasas de vacunación de cáncer de cuello uterino).

En Cumplir la promesa se menciona que políticas y programas iguales para todos los países no funcionan pues hay variaciones de recursos, instituciones, cultura, cuestiones históricas y geográficas etc. Es importante tener estrategias adaptadas a cada país y que colaboraciones globales apoyen esas estrategias con apoyo técnico/financiero. Las estrategias nacionales existen en gran parte –pero hace falta el apoyo de la comunidad Internacional. Es urgente un aumento del apoyo financiero global – de momento apenas 1% del apoyo global de salud se destina a enfermedades no-comunicables.

El uso de tabaco es un factor de riesgo común para las enfermedades no-comunicables y es un serio obstáculo a conseguir los ODM.

Chile fue uno de los primeros países latinoamericanos en implementar una ley de control de tabaco, sin embargo su aplicación todavía no consigue espacios libres de humo y tampoco se observa una reducción en el consumo de tabaco. Más aún es uno de los países donde ha aumentado el hábito de fumar en las mujeres. Se está luchando a nivel de ONG. incluso de grupos de periodistas para mejorar la ley y contrarrestar los lobby de las tabacaleras.

Sin acción urgente se estima que en el 2030 habrá 8 millones de muertes mundiales anuales causadas por tabaco. Recomendamos mas políticas globales como el Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud (WHO Framework Convention on Tobacco Control) que ha sido eficaz en empezar a detener la epidemia del tabaco pero dada la importancia de las enfermedades no-comunicables y el impacto del tabaco en estas enfermedades, es crucial que un indicador sobre uso de tabaco sea añadido a los ODM.

Existen estrategias costo efectivas para controlar este problema creciente. Las enfermedades no-comunicables son en gran parte – prevenibles – y con acción inmediata – podemos evitar 36 milliones de muertes prematuras hasta el 2015.